¿Cambio Climático o Conciencia?

e01c1176-b3df-4592-a672-db9251319f2bSister Jenna
Galardonada Líder Espiritual, Autora, Anfitriona del Popular Programa de Radio America Meditating Radio y Directora del Museo de Meditación BK en Silver Springs, Maryland, EUA

 
¿Cambio Climático o Conciencia?
Publicado en el Huffinton Post el 14/12/2015
En la base de cualquier trabajo en transformación positive tiene que haber una comprensión de la relación entre la propia conciencia y las acciones de uno; a través de eso se crea un impacto en nuestro mundo. Cuando hablamos de cambio en nuestro ambiente, sistemas, culturas y más, buscamos un cambio duradero. Por tanto, los muchos tratos entre naciones en las conferencias y cumbres no son verdaderamente efectivos hasta que implementemos métodos para cambiar nuestra conciencia y sentimientos a un nivel más profundo. Este es el elemento novedoso que necesitamos, Por primera vez, países ricos y pobres de alrededor del mundo, se han puesto de acuerdo para dar pasos para limitar y adaptarse al cambio climático – desde reducir sus emisiones de dióxido de carbono y otros gases de invernadero, a ayudarse unos a otros a adaptarse a la elevación de los mares, devastadoras sequías, escasez de alimento y otros impactos del calentamiento global.
Todos hemos heredado las actuales condiciones de nuestro mundo y también hemos contribuido a la disminución de los recursos necesarios para sostener a las generaciones venideras. Tel estado de la condición de nuestro clima se ha vuelto complejo. Estamos esencialmente en una intersección de valores muy humanos versus valores espirituales. Sólo nuestras actitudes han sido un enorme precursor del descenso de los tesoros del mundo. Hemos intercambiado un aire más sano y más respirable por cars más grandes, aviones más rápidos, ropas más sofisticadas, incluso los frutos de la tierra son más grandes y más cuantiosos en multitud, con químicos en lugar de sabor. Todo se trata de las elecciones que hacemos, las cuales están enraizadas en nuestra actitud y apegos a los deseos insatisfechos.
El asunto del cambio climático es un karma tanto individual como colectivo. Nuestras elecciones individuales nos han traído hasta aquí y nuestras decisiones colectivas están creando el futuro. El cambio climático ahora es responsabilidad de cada persona. Los elementos que conforman todo lo que vemos, olemos y tocamos están necesitando vibraciones puras y una energía pacífica que pueda restablecer en lugar de consumir y destruir.
Comparto felicitaciones por el logro de un consenso histórico sobre el cambio climático y los invito a que nos integremos en la dimensión espiritual del cambio climático. Debemos incluir las voces del liderazgo spiritual que ha comprobado su compromiso con el trabajo de adentro hacia afuera. Brahma Kumaris, con el más grande Sistema de
cocina solar, está ahora enfocada en la que será la primera planta térmica de energía solar del mundo (solamente solar), usando la tecnología de discos en modo de generación directa de vapor, con un almacenamiento térmico completo de 16 horas de operaciones continuas Imaginen eso… Un grupo spiritual cuya práctica de meditación y la integración de la sabiduría espiritual en su vida diaria desde el núcleo, llevando a un cambio progresivo en los recursos ambientales.
Creo profundamente que el éxito del cambio climático estará en la amplificación de la concientización de la conciencia y de las elecciones de estilo de vida que implica el comportamiento de ciudadanos impulsados a dar más de lo que toman de las relaciones y de la tierra. Observando el movimiento Brahma Kumaris y siendo testigo de una cultura de crear un Sistema de confianza y servicio dentro de su propia línea de pensamiento, he visto la sustentabilidad de sus fortalezas y sus pilares tradicionales observando consistentemente la autenticidad y la pureza. Cuando mantenemos un propósito similar e invertimos realmente en hacer de nuestras vidas y del mundo un mejor lugar, siento mucha confianza en que una nueva era se está acercando.
COP21 puede haber iniciado un trato atrevido y realista, y sabemos que cada ciudadano tendrá que mostrarse de adentro hacia afuera para estar al nivel o sobrepasarlo con su propio trato de responsabilidad interior. Necesitamos comenzar manteniendo una actitud positive y considerar nuestra propia alma como el recurso natural de la tierra, que da energía al cuerpo y al ambiente. ¿Podemos elevar nuestra conciencia al nivel de “nosotros” en lugar de yo, mí y mío, de manera que podamos cambiar la trayectoria descendiente de la condición de nuestro planeta y girarla hacia una elevación dándonos muestras y mejores prácticas de una nueva era para muchas de las generaciones por venir? Este es un desafío que debemos asumir.

Marcar el Enlace permanente.

No se admiten más comentarios